Solo Lideres

Naomi Campbell: Reina morena

Para Naomi, su padre espiritual fue Azzedine Alaïa, el diseñador que la descubrió cuando ella era una adolescente que había ido a trabajar a territorio parisino sin tener demasiados contactos allí. Una amiga fue el nexo y, desde entonces, este modisto que le diseñó y obsequió su primer vestido a medida de alta costura, a poco de conocerla, fue su mentor.

En un mundo donde la discriminación, la intolerancia, el odio racial y los prejuicios están a la orden del día, es difícil abrirse camino y triunfar a partir de cánones de belleza que según criterios sociales, escapan a lo establecido. Sin embargo, la impactante y multifacética Naomi Campbell revolucionó la moda con su piel morena y hoy aprovecha la visibilidad que le dio la pasarela, para perseguir el objetivo de conseguir más igualdad y derechos para las mujeres y hombres de color, sea cual fuere su oficio y condición social.
La diosa de ébano

Una notable trayectoria como modelo define a la estrella de la pasarela, la bella y escultural inglesa Naomi Elaine Campbell y aunque ella ha sumado experiencia como cantante, actriz y empresaria, su fisonomía de ébano, incluso en la actualidad, es su rasgo más sobresaliente. Así como le ha dado oportunidades para sobresalir entre cientos de supermodelos, su tono moreno la ha expuesto a injusticias y a presiones porque desde su punto de vista, a nivel general, aún hoy no se comprende la belleza negra y cuando se convoca a numerosas mannequins por sus rasgos étnicos, las mujeres de color, tienen que seguir luchando para ser las favoritas de los diseñadores de mayor prestigio.

Sus vivencias le permiten asegurar que todavía abunda el racismo en el universo de la moda, una realidad que intenta revertir resaltando la importancia de la diversidad y alentando a la gente a tener una mentalidad abierta. Mientras siembra semillas de respeto e igualdad, se muestra optimista y confía que su aporte y las transformaciones sociales que se están produciendo a escala mundial, servirán para que en un futuro no tan lejano, la comunidad de raza negra deje de ser tratada de manera injusta y prejuiciosa. Para Noami había un largo recorrido por transitar…

Consciente de la bandera que lleva como figura pública en defensa de la igualdad de derechos, esta joven y bella británica que nació en Londres el 22 de mayo de 1970 trata de dejar enseñanzas para que todos aquellos que la tienen como referente, avancen por un sendero genuino en el cual los tropiezos conduzcan a la reflexión y nunca a la interrupción de sueños o proyectos.

Los inicios del huracán Naomi

Detrás de una top model que alcanzó la gloria a escala profesional se esconde una historia de vida compleja, con carencias y equivocaciones. Al combinar distintos momentos vinculados a su intimidad y trabajo, quedan al descubierto las dos caras de una misma moneda. Si bien en toda existencia humana conviven alegrías, tristezas, logros y desaciertos, las vivencias de Naomi impactan porque ponen de manifiesto un esfuerzo constante por adaptarse y superarse, aún cuando ha conocido el infierno de las adicciones, expuesto su costado más violento y escandaloso, y visibilizado en más de una oportunidad, la fortaleza que tiene para defender a cada víctima del racismo y de cualquier otra injusticia. Ella parece reinventarse constantemente…

Luces y sombras de una mega estrella

Totalmente fortalecida y libre de ataduras de sustancias, aseguró en declaraciones públicas que dejó atrás su adicción a la cocaína y al alcohol. Desde su perspectiva, llegó a estas sustancias en su juventud por querer borrar el dolor del abandono de su padre. Estimulada por su entorno, sentía que consumiendo vivía de fiesta y que todos sus deseos eran cumplidos por quienes la rodeaban. Adoptar buenos hábitos, develó Naomi, la alejó de gente que ella creía parte de su círculo de amigos y esas pérdidas fueron difíciles de asimilar, pero nada se compara al bienestar y al orgullo que se experimentan cuando se recuperan la serenidad y la paz, afirmó más de una vez, liberándose así del stress laborar sostenido que tanto la estaba perjudicando.

VER NOTA COMPLETA EN REVISTA SÓLO LÍDERES Nº 73 



Texto: Redacción Sólo Líderes