Solo Lideres
Deco de interiores: Puesta en escena

Deco de interiores: Puesta en escena

El hogar, escenario de emociones cotidianas y refugio perfecto al momento de garantizar la privacidad, requiere atención, buenas ideas, creatividad y planificación para verse radiante, cálido y funcional tanto de día como de noche. Saber organizar y embellecer cada ambiente es el secreto para aprovechar espacios, ahorrar costos y cumplir el sueño de habitar un lugar cómodo, práctico, visualmente atractivo y acorde a las preferencias y necesidades de quienes viven en él.

En superficies chicas, generar sensación de amplitud es clave. El efecto se logra con pocos objetos, paredes sin diseños rimbombantes, muebles no demasiado altos, muy buena iluminación y el uso de una paleta cromática suave, en tonalidades pastel y claras. Los espejos, además de contribuir a la decoración, ayudan a multiplicar la luz. Si bien quita espacio, siempre vale la pena destinar un rincón a una planta de interior para que le aporte color, frescura y vitalidad al ambiente.

La luz natural es el tesoro más preciado cuando se trabaja en la ornamentación de cocinas, salas de estar, baños, livings y dormitorios. Que el sol atraviese los ventanales entibiando y haciendo resplandecer pisos y paredes es un logro de valor incalculable. Cuando ello no es posible, apelar a luminarias estratégicamente ubicadas para dar claridad en general y realzar detalles contribuye a generar sensación de amplitud y a disfrutar entornos armoniosos desbordantes de energía positiva.

Siempre que sea posible, sugieren los expertos en decoración de interiores, hay que evitar los paneles o paredes que suman ambientes obligando a resignar espacio. Un mueble vistoso con cajones y estantes que incluya una barra desayunadora, por indicar una posibilidad, es perfecto para dar intimidad en un monoambiente sin tener que quitarle luminosidad ni demasiados centímetros al área del dormitorio. Con integración y una coherencia ornamental extendida se obtiene un equilibrio provechoso e inspirador.

Flores y canastas de mimbre marcan la diferencia en un cuarto de baño. En él, de todos modos, el elemento más llamativo siempre debe ser el espejo. Puede ser una pieza única de tamaño importante y estéticamente atractiva o bien una combinación de unidades espejadas que varíen en formato, marco y dimensión. Si se busca modernidad, la tendencia indica que el botiquín debe trasladarse a otro ambiente, surgiendo así un entorno de raíces minimalistas que transmita tranquilidad, bienestar y perfección.

Los objetos seleccionados para cada ambiente pueden ser dignos de admiración e importantes para los propietarios del hogar, pero hay que tener presente que el exceso de muebles y detalles decorativos atenta contra el bienestar general. No sobrecargar las paredes favorece la visibilidad y claridad, mientras que no entorpecer el paso con obstáculos es fundamental a la hora de garantizar la circulación fluida, la seguridad de todos los integrantes de la vivienda y la comodidad permanente.

La decoración de interiores, para estar al servicio del orden y la pulcritud, debe contemplar suficientes áreas de almacenaje. Baúles, muebles colgantes, cajoneras, placares y armarios con compartimentos y amplitud son los mejores aliados de la organización, favoreciendo la higiene, la seguridad y la prolijidad de cada entorno. Creando hábitos para no dejar fuera de lugar alimentos, calzados, ropa, juguetes, productos de limpieza o electrodomésticos, bebés, jóvenes, adultos y ancianos pueden deleitarse con su hogar.

VER NOTA COMPLETA EN REVISTA SÓLO LÍDERES Nº78

 



Texto: Redacción Sólo Líderes