Thmubnail
Thmubnail
Thmubnail
Thmubnail
Thmubnail

El instafood en cierta forma, implica fotografiar todo lo que comemos o bebemos. Sin embargo con el paso del tiempo, se ha perfeccionado esta tendencia a tal punto de significar un pilar fundamental en la venta de productos gastronómicos. Es muy probable que cuando entremos a nuestra cuenta, muchas publicaciones estén relacionadas con la comida, puede ser el café de la mañana, una comida gourmet, un postre realmente atractivo para los golosos o simplemente un conjunto de frutas.

Hay diferentes trucos que permiten que nuestras fotografías para instagram llamen la atención de los seguidores, por ejemplo no utilizar fondos para no sobrecargar la imagen y desviar el foco de atención, contrastar colores, en caso de por ejemplo sacar una foto a un jugo, mostrar ingredientes de tendencia o estación, como pueden ser las paltas, los arándanos o frutillas, etc. Además, siempre es recomendable colocar un pedazo de esa fruta delante, aporta realidad y naturalidad a la imagen, así como también compartir la misma en el horario que corresponda, si queremos mostrar un desayuno por ejemplo, no tiene el mismo impacto publicarlo a las 9 am que a las 15 hs.

Instafood es una estrategia de venta muy fuerte, a través de un canal de comunicación que está de moda en el mundo entero. Ya no solo mostramos qué comemos y cómo lo hacemos, sino también mostramos experiencias, y generamos interacción entre el usuario y el producto o receta en cuestión. A través de pequeños detalles, mostramos el aspecto más gourmet de un producto incluso en las recetas más simples.

Hoy, para el rubro gastronómico, la producción fotográfica de sus platos o productos, es considerada escencial para su funcionamiento, vendemos a partir de lo que mostramos, no solo se busca demostrar a través de una imagen, lo sabroso de ese plato sino también la experiencia que implica consumirlo. «Lo primero entra por los ojos», se dice y podríamos concluir que es el lema central de #instafood.

Jugar con la iluminación y el zoom, nos posibilitará que las recetas más complicadas puedan transformarse en sencillas y nos facilitará transmitir detalles del plato, hacer que las raciones parezcan más grandes y enfocar la fotografía en el sabor, puesto que los instagramers que sean testigos de nuestras imágenes no la probarán y tenemos que conseguir que el delicioso plato sea capaz de entrar por los ojos…